Trans* vamos a hablar

Lucas Platero e Isa conversan sobre el libro ‘Trans*exualidades’, que habla de la responsabilidad de educar en igualdad, sin discriminaciones.

Tras la publicación del libro Trans*exualidades. Acompa­ñamiento, factores de salud y recursos educativos (Bellate­rra, 2014), Diagonal nos invita a compartir cómo ha sido el proceso de elaboración, una invitación que aceptamos encantadas. No sólo porque lo hemos pasado muy bien, sino porque muestra la importancia del trabajo colaborativo, que combina diferentes saberes. Isa Vázquez es ilustradora, colaboradora de este medio, y es maestra de una escuela pública; Lucas también es docente en secundaria en la educación pública y activista trans*.

Lucas: Nos conocimos gracias a una ilustración publicada en Diagonal, que planteaba la posibilidad de pensarse fuera de las “cajas” del género hombre y mujer. Me gustó mucho y tras un par de correos electrónicos… ¡ya estábamos trabajando! Isa, ¿qué es lo primero que te llamó la atención de este libro?

Isa: Ya conocía tu trabajo, pero lo que realmente me enganchó fue verlo como una ayuda real para personas sensibles al tema, que quieren intervenir pero carecen de estrategias y de formación. Desde mi trabajo en escuelas e institutos, creo que ambos están llenos de profesores con esa necesidad, y que este libro va a marcar una diferencia. Decidí embarcarme en seguida.

Lucas: ¡Ha sido una locura lo bien que hemos encajado! No es fácil entender la sutilidad de las cuestiones trans* sin patologizar ni esencializarlas. Tú has sido capaz de ver los matices, evidenciar las preguntas estúpidas, el peso de las normas sociales… El libro está lleno de ilustraciones tuyas y también de Nac Bremón, que ha hecho la portada, Coco Riot, Morgan Boecher, Miriam Dobson y Emma Gascó. Me llama la atención tu sensibilidad para ilustrar las necesidades de las personas trans*, ¿de dónde surge?

Isa: He tenido la suerte de conocer a la gente adecuada: gente que rompía moldes, éstos y otros, que ayudan a cuestionarse las cosas a quienes les rodean, y gente con mente abierta. Partiendo de que las niñas que leen literalmente a todas las horas del día, desgarbadas y con gafas muy muy grandes… bueno, también encajamos de aquella manera en la feminidad. He tenido además la oportunidad de leer mucho. Una cosa que me encanta del texto es que, aun siendo éste un tema sobre el que has investigado tanto,mantienes un tono sencillo, asequible, muy comunicativo. ¿Haces un esfuerzo consciente por no usar “palabros”, sonar muy académico?

Lucas: Me gusta escribir de manera accesible, incluso cuando hablo de cosas muy complicadas. Por ejemplo, en el título, trans* con asterisco, añado la complejidad de señalar que las vivencias trans* son muy diversas, pero que se puede encontrar lugares donde converjamos para movilizarnos y plantear luchas comunes, como puede ser la despatologización o los derechos de la infancia, entre otros. A veces se confunde usar un lenguaje accesible con no estar introduciendo matices, por ejemplo, sobre cómo se puede pensar sobre los menores trans* o la definición misma de lo trans*, que para mí tiene más que ver con querer escapar de las expectativas sobre el sexo asignado en el nacimiento que con un trayectoria vital más o menos típica, con unos pasos determinados.

Isa: Ser profe ha tenido mucho que ver con el entusiasmo que siento por este libro, en el que hay mucha presencia de niños y jóvenes. También creo que me obliga a buscar maneras de expresarme, que realmente puedan comunicar. Y puede ser por eso que le dé tanto peso a lo visual y al humor. Por otra parte, creo que el contacto cotidiano con jóvenes, en una etapa de sus vidas tan intensa y de tantos cambios, te obliga también a un esfuerzo especial para poder acompañarles, ser receptiva, no tener demasiados prejuicios. Tú que también trabajas con jóvenes, ¿cómo crees que te influye?

Lucas: Me atraviesa la experiencia docente en la educación secundaria, así como mis clases en la facultad de psicología, y creo que esto se nota. Mis estudiantes son muy críticas y, si no entienden algo, te lo dicen a la primera. Les gusta mucho que los contenidos se puedan vivenciar o dibujar o representar, de manera que me ayudan a pulir los argumentos. Me empujan a tener una pedagogía crítica que sea “todo terreno”, muy adaptada a cada necesidad y momento. Y es que la enseñanza es un proceso de ida y vuelta, no sólo estamos el profesorado, sino el alumnado y la relación que construimos cada día.

Isa: Estoy totalmente de acuerdo. Y otro mensaje que acompaña todo el libro es que la transexualidad no es una enfermedad. ¿Por qué es importante decir eso?

Lucas: A menudo se percibe a las personas trans* como problemáticas, ya sea porque “alteramos el orden” o somos percibidos como “causantes” de la ruptura de la disciplina o de “la paz” de las instituciones en las que participamos. Desafiamos la estabilidad de aquello que aparece como dado. Las personas trans* no somos un problema, la sociedad es tránsfoba. Lanzar ese mensaje es importante porque resitúa la responsabilidad de la acción y el cambio en los agentes sociales, las autoridades y en una sociedad que a menudo prefiere mirar a otro lado cuando se produce la discriminación.

Isa: Veo que tendemos a hacer responsables de todo a los chavales, y sin embargo están expuestos a la presión de esos agentes sociales, del entorno, y reciben la influencia decisiva de las familias. Tú has trabajado mucho con familias, ¿qué has observado?

Lucas: ¡El trabajo con las familias ha sido fantástico! También es verdad que sólo me he entrevistado con familias que apoyan a sus hijos e hijas, ya que me interesa identificar aquellas estrategias para tener vidas más vivibles, menos conflictivas y problematizadas. He encontrado familias que cultivan la posibilidad de acompañar a estos menores en sus procesos, sin imponer ritmos ni términos patologizantes, negociando cómo ir haciendo cambios en la vida cotidiana, elegir un nuevo nombre… Todas aquellas cosas que hacen las familias para facilitar ir probando. Es fascinante la creatividad de lxs menores, que explican sus experiencias nombrando que su proceso implica desvelar lo que viven, siguiendo “escaleras de confianza”, pensar su identidad en tránsito como “ser niños probando a ser niñas”… Familias que buscan un parque distinto donde vivirse con otro nombre, que quieren conocer a otras familias y que intercambian trucos y estrategias para vivir mejor. Es fundamental señalar que hay factores sencillos que ayudan a las personas trans* a vivir mejor. Van desde el apoyo familiar, conectar con otras personas, ya sean familiares, profes u otras adultas, conocer a otras personas trans* de todas las edades y poder crecer en una escuela que aspire a ser segura. A menudo, las chicas y los chicos están atrapados en nociones como la “inocencia de la infancia” o “el bien del menor” que les incapacitan para ser escuchados y respetados, bajo la premisa de que otra persona decide por ti porque sabe más. ¿Crees que las escuelas que conoces podrían pensar en la infancia de otra manera, o usar materiales transformadores como este libro?

Isa: Me encantaría decir que en cualquier escuela o instituto va a ser recibido unánimemente con los brazos abiertos, pero no son tiempos fáciles para la educación, con el cúmulo de recortes salvajes y reformas antipedagógicas. En todos los centros hay profes reticentes a cambiar y profes simplemente bajo mucho estrés. Pero en todos los centros hay también profes que creen en su alumnado, que están dispuestas a escuchar, que las ven como personas mucho más complejas que lo que dicen sus boletines de notas. ¿Se puede esperar que las profes conciban que sus alumnxs pueden ser trans* y que eso no se vea como un problema? De entrada puede ser difícil, pero creo que la relación de cariño y apoyo que se da entre una profe entregada y su alumnado abre muchas mentes. Es una relación que lleva mucho esfuerzo, pero es muy potente.

Lucas: Los menores trans* provocan que sus familias aprendan con y de ellos y ellas, incluso en aquellas familias que a priori no estaban predispuestas favorablemente. No todo son historias felices, pero cuando lo son es porque las personas adultas tienen la humildad de admitir que no lo saben todo, que han de escuchar a sus hijos e hijas trans* y que se trata de una aventura de aprendizaje donde no hay guion. En el caso de la escuela y otros agentes sociales puede ser muy parecido; es la relación y el diálogo los que permiten adaptarnos a las necesidades de las personas trans*, aprendiendo juntas y desmontando mitos e ideas erróneas. Quería preguntarte algo un poco personal, pero que es relevante. Tú tienes una hija pequeña y estás embarazada, además de la estupenda relación que tienes con tus estudiantes. ¿De qué manera tu vida personal es fundamental para entender tu trabajo como ilustradora especialista, si me permites, en la temática trans*?

Isa: Desde el primer día, me ha encantado sentarme a trabajar contigo con mi barrigón y ojeras de mamá, y las llamadas del padre porque la niña ha hecho no sé qué, teniendo contigo tantas cosas en común, cosas leídas, pensamientos, mucho humor compartido, experiencias comunes… Me encanta porque ilustra, para mí, que efectivamente somos mucho más que las cajas y que fuera de ellas todo es tanto más divertido. Para mí, la llegada de lo queer y lo trans a mi vida, de la mano de Kate Bornstein, fue una fiesta. Me identificaba un montón con esa idea de salir del molde, de jugar a ser y a descubrirse, y con este libro he revivido esas lecturas y esa alegría, lo he disfrutado un montón. ¿Señalarías algún recuerdo o momento de la creación de este libro en especial?

Lucas: ¡Tengo muchísimos! Desde una entrevista con madre gitana que fue genial no sólo por enfrentarme al racismo cotidiano que impregna nuestras vidas, sino también por la fuerza vital con la que apoya a su hija trans*. También recuerdo como algo clave los comentarios que han hecho amigos y amigas, que me han ayudado a afinar los contenidos o la reacción que causa la portada, con todos estos “jarins” desnudos… //

Fuente: https://www.diagonalperiodico.net/culturas/25078-trans-vamos-hablar.html

Anuncios
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: