STOP violencia de género

Esther Ripa Ortigosa

Responsable Movimiento Democrático de Mujeres de Navarra- Nafarroako Emakumeen Mugimendu Demokratikoa

Este mes de agosto de 2014 dibuja una brutal realidad, un escenario de muerte y asesinato que se ceba con las mujeres. Debemos gritar fuerte y claro  que 955 mujeres han sido asesinadas en este país desde el año 1999, según cifras oficiales. 54 víctimas en 2013, 35 en lo que va de año. Pero este dato no causa asombro, no ocupa un espacio relevante en los medios de comunicación, ni en la agenda del Gobierno del PP, ni en la de UPN, ni por supuesto en la de la Iglesia Católica. Este feminicidio demuestra la incompatibilidad de la vida de las mujeres con este sistema  injusto y asesino.

Desde el “Movimiento Democrático de Mujeres de Navarra-Nafarroako Emakumeen Mugimendu Demokratikoa” queremos poner el énfasis en que no vivimos en un sistema social y democrático, ya que en el capitalismo las mujeres somos siempre doblemente explotadas (por nuestra condición de clase y por nuestra condición de género), ahora esa dinámica se ha recrudecido, ya que la mal llamada “crisis” -en realidad una estafa-, se está encargando de agudizar las desigualdades que padecíamos previamente: la brecha salarial en Navarra , la más alta del Estado, alcanza el 28%; los trabajos del cuidado y de la reproducción carecen del soporte de los servicios públicos (con todos los “recortes” que se han infligido a la Ley de la Dependencia, a las escuelas infantiles, etc.); la precariedad laboral es más alta entre las mujeres, y la tasa de paro no cesa de aumentar.

Las “reformas” del Gobierno del Partido Popular en el Estado, y de UPN en Navarra han creado un país con más pobreza, más desempleo, más exclusión social, más desahucios, más desigualdades, más precariedad, más discriminación laboral, más fracaso escolar, más listas de espera en la sanidad, más privatizaciones, más impuestos indirectos, menos derechos, menos o ninguna inversión en los planes de igualdad, menos servicios públicos, el intento de no dejarnos disponer de nuestro cuerpo con el retroceso en la Ley del IVE (en derechos sexuales y reproductivos) menos libertades,… Todo esto ha contribuido, obviamente, de manera decisiva a que la lacra de la violencia contra las mujeres (que ya previamente representaba un gran problema de nuestra sociedad), se haya recrudecido hasta extremos dantescos.

Es urgente buscar medidas específicas y especiales que proporcionen a las mujeres elementos de prevención y protección reales: desde el punto de vista educativo es necesaria la prevención, así la educación no sexista debería ser una prioridad en el currículum para formar personas con valores de respeto y aceptación a la diferencia, por la igualdad entre hombres y mujeres. Desde el ámbito político se debe conseguir la aprobación de una nueva ley de violencia de género que coloque a la mujer en una situación de protección ante el agresor, que cuente con un presupuesto realista, que pueda dotar a las mujeres de todas aquellas herramientas necesarias para su recuperación psicológica y económica.

Las mujeres y los hombres conscientes de la gravísima situación tenemos la tarea de seguir trabajando para que nuestras luchas por la igualdad sean visualizadas y apoyadas, acabando con estos asesinatos. No miraremos a otro lado. Seguiremos pensando que un mundo justo e igualitario no es una utopía.

 

Anuncios
Post a comment or leave a trackback: Trackback URL.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: